Mira en que se convirtieron estos niños!

Una de las cosas más espeluznantes para hacer frente en este mundo es el hecho de que uno nunca puede decidir acerca de una persona. Podrían parecerte las personas más inocentes, pero lo que ellos hicieron jamás se olvidó.

Es como mirar a un niño bueno en la cara justo antes de que te ponga un cuchillo en la garganta.

No es lo habitual, afortunadamente la gente normal supera en número a los locos y los malvados.

El hecho de que son un número tan baja es la razón por la que son tan interesantes. Nadie apostaba que Ted Bundy crecería hasta lograr una buena reputación por sí mismo tal como uno de los más notorios asesinos en serie, violadores, secuestradores y su pequeña manía conocida como la necrofilia.

Comentarios

Comentarios